CIUDAD DE MÉXICO.

La actriz y productora veracruzana Salma Hayek dejó a todos boquiabiertos en su paso por la alfombra roja del Festival de Cine de Cannes en su 70 edición y no fue por un generoso escote o un excéntrico atuendo, sino por lucir una peluca de color rosa.

El sex symbol mexicano de 50 años en compañía de su esposo, el magnate francés François-Henri Pinault, desfiló en la entrega de premios Keiring ‘Women In Motion’ (Mujeres en Movimiento).

WP Twitter Auto Publish Powered By : XYZScripts.com